Luna Llena en Aries: La osadía de sentir

Esta luna llena en Aries nos incita al encuentro de nuestras emociones más auténticas. Nos empuja a preguntarnos qué sentimos, qué queremos, qué necesidades emocionales tenemos o no cubiertas…

No es tan obvio. Ni mucho menos. Podemos descubrir que en realidad estamos más pendientes de las emociones ajenas que de las propias. El Sol en Libra nos habla de eso. Del tu y yo.  Mientras esta luna llena en Aries te habla de ti. De tu yo más auténtico, salvaje y real. De tu fuego interno.

Qué es lo que realmente deseas? te lo preguntas? te escuchas? o te pierdes en la adaptación al otro… ? Porqué si tu no cubres tus propias necesidades, nadie lo va a hacer por ti. Este es el aprendizaje del eje Aries-Libra. Sentir quien soy yo para poder entregar al otro.

Primero tenemos que ser nosotros mismos, escuchar nuestro fuego interior. No es tan fácil. Hay un montón de condicionamientos. El sistema de creencias heredado, lo políticamente correcto, los códigos seculares en el adn emocional colectivo del ‘sacrificio’ como puerta hacia el cielo… la necesidad de encajar para ser amado y por tanto de renuncia implícita.

Pero es sólo a partir de ahí, de tu fuego interno,  que se puede compartir con el otro. No antes. No renunciando a quien eres. No adaptándote cuando eso supone dejar de ser tú mismo. Eso no solamente no funciona sino que acaba generando una enorme frustración, y en consecuencia una batalla al final.

Requiere de mucho valor. Porqué puede implicar a veces renunciar al otro y quedarse solo. Pero la Luna en Aries necesita sentir su propia individualidad. Sentir que puede moverse. El movimiento es esencial para esta luna de Fuego. Es su oxígeno, y si le falta el oxígeno…el fuego se apaga. Esa es su naturaleza.

El don natural de esta luna es la valentía y la independencia. La capacidad de ‘cuidar de sí misma’. Es la guerrera capaz de defender su territorio emocional y poner límites a los intentos de invasión ajenos. Es el ‘Yo Soy’ de Saint Germain.

No es casual que Aries sea el inicio de la rueda energética. Porqué el inicio es sentirte tú. Sentir quien eres y qué quieres. Sin eso, no puedes compartir tu energía de forma saludable. Afirmar las propias necesidades es imprescindible para caminar. No se trata de egoísmo, sino de auto-reconocimiento.

Lo egoísta es delegar en otros tu propia felicidad. Lo egoísta es pensar que es desde afuera que van a colmar tus necesidades. Lo responsable y valiente es tomar las riendas de tu propia vida.

Tener la osadía de sentir y escuchar tu propia verdad.

Que esta luna llena nos conecte a cada uno de nosotros con la llama más salvaje de nuestro corazón, para desde ahí poder compartir de tú a tú, sin necesidad de ser la media naranja de nadie sino como dos naranjas completas.

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s