Luna nueva en Aries… The Rising…

Imagen relacionada

 

El próximo Lunes 16 de Abril tendremos la próxima luna nueva en Aries. Cada Luna nueva es un nuevo inicio, una nueva siembra, una promesa… Algo se gesta para ser parido 6 meses después, en la luna llena del signo opuesto que se dará en Libra en el mes de Octubre.  Si a este inicio que ya representa una luna nueva,  le sumamos que  será en el grado 26 de Aries  acompañada del Sol ariano,  la palabra ‘inicio’ cobra un significado todavía más profundo…  Y es un inicio que requiere  valentía, osadía. atreverse a…

Esta lunación viene además acompañada de Urano, el planeta de los cambios, la creatividad, lo imprevisible y las transgresiones.  Es por tanto una oportunidad real de iniciar algo en verdad nuevo y distinto, alejado de la zona de confort, un inicio que no sea ‘más de lo mismo’, que sea creativo y rompedor con el pasado.  Tener el valor de empezar de nuevo y sin ataduras.

Para ello, tendremos a Mercurio recién salido de la retrogradación, por tanto, hemos tenido la oportunidad de re-evaluar, revisar ciertos temas de nuestra vida y si hemos sabido sacarle provecho, podremos realizar esta nueva siembra sabiendo lo que ya no queremos repetir ni invocar. Tendremos más claro lo que queremos.

Mucha energía en el cielo se encuentra en signos de Tierra: Saturno, Marte, Plutón y Lilith  en Capricornio, más Venus en Tauro.

Plutón nos dice que no se puede crear nada nuevo si primero no dejamos morir lo que ya no sirve, esa vieja estructura que ya no puede sostener el cambio.

Saturno nos dice que nos responsabilicemos de nuestra creación. Si no sale como queremos, no vale culpar al otro sino revisar hasta que punto nos hemos comprometido con ese nuevo inicio.  Nos dice que seamos maduros y serios con nuestra creación. Que valoremos a qué o a quien entregamos la autoridad.

Marte no dice que nos esforcemos y actuemos si queremos conseguir ese objetivo. No va a llegar del cielo sino nos movilizamos  para conseguirlo.

Lilith es  una fuerza alquímica muy poderosa, no siempre fácil de gestionar. La rabia de sentirse excluido bien canalizada es la que nos permite a veces salir del agujero victimista donde nos hemos quedado. También nuestros gritos son útiles y necesarios. Recuerda aquello que el cuerpo grita lo que el alma calla…

y Venus en Tauro…  Que nos recuerda que en cualquier proyecto, sea personal, profesional, individual o colectivo, debemos poner Amor y disfrutar de él. Sin amor todo lo demás carece de sentido.

Quirón estará en el último grado de Piscis… Y nos habla de esa herida que aunque nunca acabamos de curar del todo, pero que llega  un momento en que debemos soltarla, integrarla, aceptarla… Dejar morir esa herida es  entregar el dolor a la fuente original pisciana y quedarnos con  la sabiduría que nos ha dejado para que este nuevo inicio sea realmente nuevo, sano y fructífero.

Esta sanación quironiana en Piscis habla también de una herida colectiva, antigua, karmática  y grupal que resuena fuerte ahora mismo en el inconsciente colectivo… Mientras Júpiter en Escorpio nos trae las herramientas necesarias para poner luz en la sombra y propiciar que la sanación se de, y que todo lo oscuro sea accesible a nuestros ojos, que seamos capaces de ver también nuestra propia sombra…

Es una luna nueva muy poderosa que sin duda va a traer incomodidades, tantas como oportunidades de Ser. Aries nos habla de eso, De ser tu mismo, de auto-afirmación, de valerte por tí mismo y caminar. Sin dependencias. De encender tu fuego y danzar a su alrededor, de sentirte vivo, de tomar impulso para avanzar, de rescatar el guerrero y la guerrera que hay en tí para gritar YO SOY.

Escucha la voz de tu fuego… ¿te atreves, nos atrevemos?…

 

 

 

 

Anuncios